17 sep. de 2007

Nos cuentan sobre el... Nido de bienintencionados

En la publicacion semanal de Fondo Negro, un suplemento de la Prensa, se escribe de "Blogs literarios: fácil difusión y peligro de ligereza" y entre tantas flores a los blogs literarios, venidos de los mismos escritores de blogs literarios, encuentro una opinion mas cuerda de un poeta que no ha caido en los cantos de sirenas de los blogs:

Nido de bienintencionados

Humberto Quino Márquez

La solidez de una herramienta puede ser juzgada observando que ni las telarañas (los blogadictos) pueden distorsionarla. Los blogs abrieron un compartimiento de la realidad, donde anidan los “bienintencionados” (los que fabrican revistas con sus indigestas lecturas), los exhibicionistas suburbanos, los ególatras de corcho y otras aves de mal agüero.

Recobrando la noción de que la escritura es un arduo trabajo, hecho con paciencia y hasta dolorosamente, raras veces con alegría, dudo que el libro sea sustituido por un blog.

Antes que los blogs, leo poesía de distintos países, a poetas desconocidos, jóvenes o
maltrechos. Antologías, revistas virtuales. Cuando leo los blogs de nuestros compatriotas, con escasas excepciones, empiezo a bostezar como un narrador. La aparición fugaz de El manco del espanto, ese engendro satírico contrahecho, me hizo renegar del hombre recto, del literato burgués exitista y empachado de autopropaganda.

* Poeta y escritor paceño. El manco del espanto es su columna mensual (temporalmente en pausa en el Fondo Negro)

Yo ya lo habia escrito en algun articulo y de verdad agrada que no sea el unico en pensar asi. Saludos a mis amigos de la literatura rapida -con minusculas- que indigesta, y a sus fieles lectores que no dudan en lanzar vitores en sus comentarios.